top of page

Productores de CBD enfrentan estigmas sociales para comercializar sus productos

La elaboración de productos terapéuticos a base del cannabidiol (CBD), un derivado del cannabis, tiene su complejidad. Sin embargo, lo verdaderamente difícil es la apertura de la gente para usarlo debido a que aún persisten estigmas sociales sobre el uso de la planta de la mariguana.

Así lo señaló Emanuel Gasca, productor de bálsamo, jabones y extractos de CBD, quien hace unos días participó en la feria artesanal “Hasta los huesos”, realizada en la explanada de la Plaza Independencia de Pachuca.


En entrevista que brindó a La Silla Rota Hidalgo, el joven de 33 años, quien es licenciado Químico Farmacobiólogo por la Universidad Autónoma de la Ciudad de México (UACM), desde hace años, junto con un grupo de profesionales elaboran y venden este tipo de productos.


El CBD lo elaboran de manera legal. Sin embargo, contó que, debido a su estigmatización, suele ser un verdadero reto comercializarlo.


“Es difícil porque la gente tiene miedo, porque piensan que el CBD es marihuana y que va a tener efectos psicoactivos, pero no es así”, dijo Gasca.


Sin embargo, comentó que hay gente que ha sumado a esta “alternativa verde” y les está dando buenos resultados en su salud; además, no es adictiva y no genera dependencia como otros productos que hay en el mercado.


El cannabidiol (CBD) es un compuesto natural que se encuentra en la planta de cannabis. A diferencia del tetrahidrocannabinol (THC), no produce efectos psicoactivos, lo que lo convierte en una opción atractiva para diversos usos terapéuticos y medicinales.

Entre los beneficios del CBD están el alivio del dolor, pues se ha demostrado que ayuda a reducir el dolor crónico y la inflamación, por lo que se utiliza en el tratamiento de enfermedades como la artritis.

También, reduce la ansiedad, el estrés y los trastornos del sueño. Otros beneficios son sus propiedades neuroprotectoras, las cuales son benéficas para tratar enfermedades neurológicas como la epilepsia y la esclerosis múltiple.

El cuerpo reconoce esta sustancia


Gasca insistió en que a este derivado de la cannabis “no hay que tenerle miedo, puesto en nuestro cuerpo contamos con un sistema llamado ‘sistema endocannabinoide’, que contiene dos receptores muy importantes: CB1 y CB2. Esto son receptores para los más de 100 componentes activos de la planta del cannabis”.


Además, indicó que tienen permisos por parte de la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) para la elaboración del CBD y los productos que deriven.


Gasca, quien es originario del municipio de Tamazula, Durango, dijo que los productos del CBD que elabora son para uso terapéutico:


“Tenemos bálsamo elaborado con aceite de CBD, romero y lavanda. Estas tres sustancias actúan como analgésicos, antiinflamatorios y relajantes musculares. También, tiene beneficios en heridas, caídas y molestias por la edad”, dijo.


También, hacen jabones de uso terapéutico, gotas sublinguales de CBD que sirven para enfermedades crónico degenerativa o bien, para tratamientos de epilepsia, autismo, entre otros.


“Nuestros productos están elaborados con materias primas de alta calidad y cumplen con los estándares de seguridad e higiene”, aseguró Gasca.


Los jóvenes emprendedores esperan que, con el tiempo, las personas puedan superar los estigmas sociales sobre el CBD y comiencen a utilizarlo como una alternativa natural y segura para el tratamiento de diversas enfermedades.

Comments


bottom of page