google.com, pub-2505080260247083, DIRECT, f08c47fec0942fa0
top of page

Brasil se moviliza: miles piden la legalización del cannabis

En un evento significativo que refleja un cambio en la percepción social y legal, miles de personas marcharon en Sao Paulo, Brasil, para demandar la legalización de la marihuana. Esta manifestación destaca la creciente presión pública sobre el gobierno brasileño para reevaluar sus políticas de drogas. 

 

El 16 de junio de 2024, miles de manifestantes recorrieron la Avenida Paulista, una de las principales arterias de Sao Paulo, clamando por la despenalización del cannabis. La marcha incluyó a personas de todas las edades, familias y activistas, muchos de los cuales llevaban pancartas y vestían de verde en apoyo a la causa. El ambiente era festivo y de unidad, con cánticos y música acompañando la protesta. 

 

El abogado Michael Dantas, uno de los organizadores de la marcha, criticó la legislación actual de Brasil sobre las drogas, calificándola de "contrasentido". Argumentó que mientras la marihuana está legalizada para usos medicinales en algunas circunstancias, sigue siendo un pretexto para encarcelar a muchas personas, perpetuando un sistema punitivo ineficaz. 

 

La situación legal actual 

Brasil cuenta con una legislación de drogas que data de 2006. Esta ley penaliza la posesión de drogas sin especificar claramente la diferencia entre usuarios y traficantes, lo que ha resultado en la criminalización de muchos consumidores de cannabis. Actualmente, el Congreso brasileño, de mayoría conservadora, está avanzando un proyecto de enmienda constitucional que endurecería aún más las sanciones por posesión de drogas. 

 

Los defensores de la legalización del cannabis en Brasil argumentan que las políticas actuales son ineficaces y costosas. En lugar de reducir el consumo de drogas, estas políticas han llenado las cárceles con personas acusadas de posesión de pequeñas cantidades de marihuana, desviando recursos que podrían utilizarse en educación y salud pública. 

 

Davi Marques, un estudiante de medicina de 23 años, expresó que la legalización del cannabis permitiría al Estado redirigir los fondos actualmente destinados a la "lucha contra la marihuana" hacia programas más constructivos, como la salud y la educación, y crear nuevas políticas públicas para reintegrar a las personas marginalizadas por la actual legislación. 

 

El temor por la legalización 

Por otro lado, algunos sectores de la sociedad brasileña, incluyendo muchos en el Congreso, temen que la legalización del cannabis pueda llevar a un aumento en el consumo de drogas y los problemas asociados. Human Rights Watch ha calificado la iniciativa legislativa de endurecer las penas por posesión de drogas como "un retroceso gravísimo", lo que subraya la polarización del debate en torno a esta cuestión. 

 

La legalización de la marihuana podría tener un impacto significativo en la economía y la sociedad brasileña. Podría reducir la carga sobre el sistema penitenciario y permitir la redirección de fondos hacia áreas más necesitadas. Además, podría abrir nuevas oportunidades económicas a través de la industria del cannabis, similar a lo que ha ocurrido en otros países que han legalizado la marihuana. 

 

La Corte Suprema de Brasil está evaluando la despenalización del cannabis para uso personal, con varios jueces ya posicionados a favor. Un fallo positivo podría ser un gran paso hacia la reforma de las políticas de drogas en el país, estableciendo "parámetros objetivos" para diferenciar entre usuarios y traficantes. 

  

Comments


bottom of page