top of page

Chertorivski sorprende el debate con un 'porro': su visión para la seguridad en la CDMX

Durante el tercer debate de candidatos a la Jefatura de Gobierno de la Ciudad de México, Salomón Chertorivski, candidato por Movimiento Ciudadano (MC), sorprendió al público y a sus contrincantes al llevar y mostrar un ‘porro’ de marihuana. Este acto fue más que una simple demostración; sirvió para introducir su enfoque innovador sobre la seguridad en la capital del país. 

 

Chertorivski propone un cambio radical en la forma en que se maneja la seguridad. En lugar de aumentar la presencia policial y criminalizar a los jóvenes o a las personas por su apariencia o por portar pequeñas cantidades de drogas, el candidato sugiere centrar los esfuerzos en combatir a los verdaderos criminales. Según él, la solución no es llenar las calles de patrullas, sino utilizar la inteligencia y los recursos de manera más eficiente. 


Un enfoque humano y eficiente 

El candidato de MC enfatizó que su gobierno no perseguirá a los jóvenes simplemente por ser jóvenes, ni discriminará a las personas por su color de piel o su forma de vestir. «En mi gobierno no vamos a perseguir a jóvenes por ser jóvenes ni a las personas por su color de piel, por cómo se visten o porque en la bolsa traigan un porro como estos, en mi gobierno vamos a ir por los verdaderos criminales», declaró Chertorivski. 

 

Esta postura refleja una visión más humanista y práctica de la seguridad, donde se busca reducir la delincuencia a través de medidas inclusivas y racionales, en lugar de recurrir a la represión y al aumento indiscriminado de la fuerza policial. 


Crítica a los modelos tradicionales 

Chertorivski también criticó duramente los modelos de seguridad que han prevalecido durante décadas, argumentando que carecen de inteligencia y efectividad. «No va a haber necesidad de blindar nada para lograrlo. Necesitamos la fuerza de 90 mil policías cuidando las calles, reformar la fiscalía, al poder judicial y modificar las condiciones del sistema penitenciario», explicó. 

 

Señaló que el actual sistema penitenciario está lleno de personas pobres, mientras que los verdaderos delincuentes siguen operando en las calles. Esta declaración subraya la necesidad de una reforma profunda en las instituciones encargadas de la seguridad y la justicia, enfocándose en la rehabilitación y reintegración de los presos y en la mejora de las condiciones dentro de las cárceles. 

 

Reformas necesarias 

Para Chertorivski, la solución a la inseguridad no radica en medidas superficiales o punitivas, sino en reformas estructurales que aborden las raíces del problema. Su propuesta incluye la reforma de la fiscalía y el poder judicial, así como cambios significativos en el sistema penitenciario para asegurar que este cumpla con su objetivo de rehabilitar a los reclusos y no simplemente castigarlos. 

 

Al introducir un ‘porro’ de marihuana en el debate, el candidato no solo llamó la atención sobre un tema crucial, sino que también demostró su compromiso con un cambio real en la forma de abordar la seguridad. Su plan busca utilizar la inteligencia y los recursos de manera más eficiente, enfocándose en los verdaderos criminales y reformando las instituciones para crear una sociedad más justa y segura. 


Comments


bottom of page