google.com, pub-2505080260247083, DIRECT, f08c47fec0942fa0
top of page

Cannabis y yoga: una combinación prometedora para la salud mental

Problemas de ansiedad y la depresión pueden tratarse combinando el cannabis y la práctica del yoga, dos herramientas que, cuando se utilizan de manera consciente y responsable, pueden desempeñar un papel beneficioso en la mejora de la salud mental.

Un estudio realizado como tesis de psicología en la Universidad de Columbia Británica, exploró cómo el cannabis influye en la experiencia de las personas durante una sesión de yoga. Los resultados sugieren que el uso responsable del cannabis puede llevar a mejoras significativas en la atención plena y la experiencia mística de quienes practican yoga.


Sarah Elizabeth Ann Daniels, investigadora que realizó el estudió señaló que la atención plena es un componente central en el yoga, que implica estar presente en el momento y sin distracciones. El cannabis puede ayudar a algunas personas a profundizar su atención y concentración, lo que puede traducirse en una práctica de yoga más efectiva.


Sin embargo, la investigadora destacó que la experiencia mística, asociada con sustancias psicodélicas, también puede ser inducida por el cannabis en algunos casos. Además, resaltó que esta sensación de conexión con lo trascendental, la paz interior y la pérdida de la percepción del tiempo puede ser especialmente valiosa en el contexto del yoga, donde se busca un equilibrio entre el cuerpo y la mente.


Es importante destacar que los efectos del cannabis pueden variar ampliamente entre las personas. Lo que puede funcionar para unos puede no ser igual de beneficioso para otros, y no todos los tipos de yoga se benefician por igual del consumo de cannabis. Por lo tanto, la combinación de cannabis y yoga debe abordarse de manera consciente y responsable.


La clave para utilizar el cannabis en la práctica de yoga es el equilibrio. Debe ser considerada como una herramienta para mejorar la experiencia, no como una solución mágica. Además, debe ser realizado de acuerdo con las leyes y regulaciones locales, y respetando los propios límites y tolerancia al cannabis.


La relación entre el cannabis y la salud mental es compleja y personalizada. Es importante que las personas que consideren usar cannabis para mejorar su salud mental lo hagan con conocimiento y respeto. Al mismo tiempo, la investigación continua y el diálogo abierto sobre este tema son esenciales para aprovechar al máximo el potencial terapéutico del cannabis y explorar cómo puede mejorar nuestra salud mental y bienestar.

Comments


bottom of page